Cardiología hoy | Blog

|

¿De qué se trata?

La muerte súbita de jóvenes deportistas de competición, ya sea por causas cardiovasculares o traumáticas, tiene un gran impacto social, aunque su incidencia en esta población no esté bien aclarada y sea motivo de controversia. Los autores publican los resultados entre los años 1980 y 2006 de un registro prospectivo que utiliza una búsqueda sistemática de casos de muerte súbita en atletas menores de 40 años. Se exigía para la inclusión en el registro la participación regular en competiciones y la necesidad de un entrenamiento regular intenso.

Circulation 2009;119;1085-1092

Identificaron 1866 atletas que sufrieron muerte súbita en 38 deportes diferentes. El número de muertes identificadas se ha ido incrementando a lo largo de los años. La causa más frecuente fue cardiovascular (56%) seguida de traumática (22%). El 82% de las muertes cardiovasculares tuvieron lugar durante el entrenamiento o la competición. El 89% de las muertes ocurrieron en hombres. Las causas más frecuentes de muerte cardiovascular fueron miocardiopatía hipertrófica (36%) y coronaria anómala (17%). Otras causas cardiovasculares fueron miocarditis, displasia arritmogénica del ventrículo derecho, y alteraciones de los canales iónicos (QT largo y Síndrome de Brugada). Un 4,6% de los atletas sobrevivieron a la muerte súbita.

 

Comentarios

La incidencia de 0,61/100000 personas-año fue algo mayor de lo esperado, aunque relativamente baja y consistente con otros estudios. Los autores concluyen que probablemente no ha habido un crecimiento real, sino una infraestimación previa de la incidencia de muerte súbita.

El estudio resulta tranquilizador para los jóvenes que realizan actividades deportivas, dada la baja incidencia de muerte súbita. No obstante, se trata de sujetos muy jóvenes y, por tanto, tendría sentido cuantificar la magnitud del problema como años de vida perdidos para reflejar mejor el impacto sanitario y, sobre todo, social de este problema.

Es importante estandarizar las pruebas complementarias previas a la realización de deportes de competición y los criterios de descalificación. En esta línea la Sociedad Europea de Cardiología ha promovido una estrategia de screening con ECG.

En lo que se refiere a España, tendría interés un registro centralizado nacional con una estrategia de búsqueda sistemática, como primer paso para abordar este problema sanitario de gran impacto social.

 

Referencia

Sudden Deaths in Young Competitive Athletes: Analysis of 1866 Deaths in the United States, 1980-2006

  • Barry J. Maron, Joseph J. Doerer, Tammy S. Haas, David M. Tierney and Frederick O. Mueller
  • Circulation 2009;119;1085-1092; originally published online Feb 16, 2009

Escribir un comentario

El contenido de este artículo refleja la opinión personal del autor/autores y no es necesariamente la posición oficial de la Sociedad Espańola de Cardiología.

Este blog es un espacio para el debate entre profesionales de la salud. Por ello, no atenderemos preguntas sobre diagnósticos ni tratamientos particulares. Por favor, absténgase de enviar consultas médicas a través de este formulario porque no serán respondidas. Muchas gracias.


Código de seguridad
Refescar